Últimos finales de chiste

Menos solidario que

los fondos de obras públicas

una esponja

Profesor anticuado

se queda sin aliento

EMPRESARIO AVARIENTO